Sigue mis aventuras!/Follow my adventures!

jueves, 14 de octubre de 2010

El Malo


¡Seguimos, aventureros! Ya les hablé del tonto; hoy le toca al malo.

Para los que no lo saben, lo que más yo escribo son poemas. Escuchando la canción “El Malo” del grupo Aventura (que seguramente todos han escuchado), se me ocurrió escribir una respuesta, como si la mujer le estuviera contestando a Romeo. Aquí la comparto con ustedes…

Malo

Estás equivocado,
Romeo,
no todas queremos
un hombre malo.

No todas
nos conformamos
con lo que otra
bota,
ni aceptamos.

Que nos hagan daño,
que nos humillen
y luego supliquen
que dejemos atrás el pasado.

No todas soportamos
que nos engañen,
que nos maltraten,
y luego olvidamos.

Una mujer
merece ser
tratada con respeto.
Somos de carne y hueso.

Somos seres
humanos,
que aunque delicados,
somos los más fuertes.

Nadie debe
arrancarnos
el verde (la esperanza),
ni pretender amarnos.

Cuando la verdad
es que sólo juegan
con nuestra cabeza.
Merecemos algo real.

Llevamos
muchos sombreros,
y necesitamos
un compañero.

Que sepa ser
un hombre,
y que nos dé
mucho más que simples ilusiones.

Que llene nuestro corazón
con tanto amor,
que nos haga sentir como reinas,
aunque no tenga.

Dinero para comprar
cosas espectaculares;
un simple detalle
dice mucho más.

Que cualquier regalo
caro.

No todas buscamos
a un malo,
pues eso dura sólo un rato.

Ojalá
muchos comprendieran
y aprendieran
todo esto.
Somos mucho más
que sólo sexo.

Sean primero
nuestros
amigos.
En ningún libro
ni revista
encontrarán la pista.

Para llegar
a nuestro corazón,
para ganar
nuestro amor.

Porque ese es un arte
que pocos logran dominar.
Si no comparten
ni dan.

Lo mejor de ustedes,
¿cómo pretenden
recibir algo
a cambio?

No sean exigentes
ni dominantes.
No se porten como unos nenes,
ni nos traten.

Como objetos,
pues no son nuestros
dueños.

Acéptennos
tal como
somos.
Tírennos
un piropo.

Hágannos sentir
especial,
que podemos volar
sin dejar de sonreír.

Si nos hacen reír,
y nos logran incluír
en sus mundos,
también ganan puntos.
Colega,
te repito
que ese teatrito
lo que da es pena.

Porque el que se hace
muy macho
y muy malo,
no sabe.

Lo que se pierde,
y puede
que ni se entere.

Hasta que termina
solo,
y camina
en el lodo.

El malo siempre
pierde.
---o---
Jacqueline Sánchez Ruiz
©® Derechos Reservados 2010

Espero que les haya gustado. Este es su foro; aprovéchenlo, y hagan sus comentarios y/o sugerencias.

Esta entrada va dedicada a esos hombres malos (o que se hacen, pues creen que así conquistan). No saben lo que se pierden. Gracias a ustedes, sabemos apreciar a los buenos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario